Tutorial: Cómo separar el flash de la cámara. Capítulo 2: Sistemas sin automatismos

por Jose Antonio Fernández 22/08/2014

Marta Larralde

En el anterior artículo acerca de cómo separar el flash de la cámara, dividí en dos grandes bloques las opciones disponibles. El primero de esos dos grupos correspondía a todos aquellos métodos que no se conservan ningún automatismo. Esto implica que sólo se establece sincronía entre la cámara y el flash por lo que se hace necesario un control manual por parte del fotógrafo. Vamos a estudiar las opciones más importantes disponibles con este sistema: el cable sincro para flash estándar, las células fotosensibles y los sincronizadores para flases (triggers) vía radio manuales.

1. UN CABLE SINCRO PARA FLASH

La manera más básica, quizá también la más arcaica, de separar el flash de la cámara es utilizar un cable de sincronización. La conexión de sincronía que utiliza este cable es estándar, es decir, es compatible con todas las marcas de cámara o flash y, aunque es posible que encontremos otras conexiones de sincronía (por ejemplo minijack o microjack), voy a hablar en este artículo de la principal y más común (también llamada PC). Esta conexión puede ser “macho” o “hembra” y puede estar en el cable, en el flash o en la cámara. Lo más sencillo para utilizar un sistema de sincronía de este tipo es conectar un cable sincro macho-macho desde la terminal de sincronización hembra de la cámara hasta la terminal de sincronización hembra del flash.

Cable de sincronía

Un cable de sincronía con conexión macho-macho puede conectarse directamente desde la terminal de sincronización de la cámara hasta la terminal de sincronización del flash

En la cámara, un símbolo en forma de rayo indica el lugar en el que se encuentra la terminal de sincronización. En algunos modelos, esta conexión no está disponible.

Terminal de sincronización en una cámara Nikon

Terminal de sincronización en una cámara Nikon

De igual forma, aunque muchos de los modelos de flash del mercado disponen de esta terminal, algunos carecen de ella.

Terminal de sincronización en un flash Nikon

Terminal de sincronización en un flash Nikon


Zapatas adaptadoras para la cámara y para el flash

Tal y cómo vimos en el anterior artículo, el contacto central de la zapata de la cámara es el que produce la sincronía. Si tu cámara no dispone de terminal de sincronización independiente, siempre puedes usar este contacto de zapata, la funcionalidad es exactamente la misma. Para poder conectar el cable de sincronía a la cámara, en este caso, será necesaria una zapata de cámara que transforme el pin central en un contacto estándar de sincronía. Estas zapatas no suelen tener contacto en la parte superior, tal y como podréis apreciar en la fotografía.

Zapata para cámara

Una zapata de cámara desde dos puntos de vista. Convierte el pin de sincronía del contacto central de la zapata en una conexión sincro estándar

Si tu flash no dispone de terminal de sincronización puedes hacer uso del pin de sincronía de la zapata del flash y utilizar una zapata independiente que permita conectar el cable. La diferencia entre una terminal de sincronización estándar incorporada en el flash y el pin central de la zapata del flash es que la primera sólo recibe la señal de sincronía mientras que el segundo también es capaz de emitirla. Así, por ejemplo, podemos colocar un primer flash montado en la cámara y un segundo flash conectado a través de la terminal de sincronía del primero. El flash que está colocado sobre la cámara se disparará cuando hagamos la foto y, de forma inmediata, enviará una señal al segundo para que también se dispare al mismo tiempo.

Zapata para flash

Al conectar una zapata con conexión sincro para el flash podemos conectar un cable sincro en aquellos flashes que no dispongan de esta conexión

Debemos diferenciar la zapata de la cámara de la del flash puesto que son dos accesorios completamente diferentes. La primera tiene el contacto en la parte inferior, la segunda lo tiene en la parte posterior. También existen zapatas de cámara sobre las que se puede conectar un flash.

Zapata para cámara Pixel

La zapata de Pixel colocada sobre una cámara, también permite que coloquemos un flash encima


Mis conclusiones sobre el cable de sincro para flash

Conectar la cámara con un cable de sincronía a un flash, bien sea por las terminales de sincronización incorporadas en uno u otro elemento o a través de las zapatas que hemos visto, permite una simple sincronía, es decir, que el flash se dispare en el momento de hacer la fotografía. El ajuste del flash se debe hacer manualmente. Cualquier intento de utilización de automatismo por este sistema estará condenado al fracaso.

Una de las ventajas que obtendremos es que podemos trabajar con flashes que no sean dedicados o de la marca de nuestra cámara (podemos utilizar un flash Nikon en una cámara Canon sin riesgo de cortocircuitar).

El mayor problema con el que nos vamos a encontrar es tener que lidiar con un cable con el que podremos tropezar y tirar al suelo todo nuestro equipo. Personalmente, creo que trabajar con el cable no es aconsejable, ni siquiera económicamente, porque aunque es un sistema barato, un cable sincro puede costar alrededor de unos 10 euros, resulta muy incómodo. Es bueno conocer cómo funciona e, incluso, disponer de uno en tu equipo porque, en un momento determinado, puede sacarte de un apuro, sin embargo, como sistema habitual de trabajo es bastante engorroso.

2. LAS CÉLULAS FOTOSENSIBLES

Células fotosensibles

Cuatro modelos de células fotosensibles para flash

Un flash colocado sobre una célula fotosensible recibe una señal sincro cuando ésta detecta un impulso luminoso discontinuo, por ejemplo, el destello de otro flash. Con este método ya podemos hablar de transmisión inalámbrica, en concreto óptica. Las células fotosensibles no requieren de alimentación (no necesitan pilas) y las puedes adquirir por un precio razonablemente económico.

Los flashes de mano de Canon suelen dar muchos problemas con las células fotosensibles. Casi todos los modelos que he probado disparan sólo la primera vez, después el flash no reacciona. Algunos fabricantes han creado células especialmente adaptadas a los modelos de Canon que evitan este problema, es el caso del sensor esclavo YK-3A Canon que además es capaz de discriminar el pre-destello del TTL.


Células fotosensibles integradas en el flash

Algunos modelos de flash disponen de su propia célula fotosensible integrada. En el caso de los Metz, se llama modo servo, en Nikon, modo remoto SU4 y, en otros modelos como Yongnuo, S1 y S2. Canon, por el momento, no utiliza sensores fotosensibles en sus flashes.

Modo SU4 en un Nikon SB700

El modo SU4 de Nikon activa una célula de simpatía

Necesidad de una fuente emisora de luz para activar las células fotosensibles

Uno de los requisitos de las células fotosensibles es que necesitan de una fuente emisora de luz discontinua que las active. Si utilizamos el propio flash de la cámara, éste puede llegar a iluminar y estropearnos el esquema de iluminación, por eso, algunos fotógrafos minimizan la intensidad del destello utilizándolo en modo manual con la potencia más baja para que influya lo menos posible en la exposición. Algunos modelos de cámara no permiten trabajar con el flash incorporado en modo manual. En estos casos en los que sólo se puede utilizar en TTL, se recomienda utilizar el compensador de exposición del flash y dejarlo lo más subexpuesto posible.

 

Nikon  SB800 con flash incorporado

Podemos usar el flash integrado de la cámara para activar las células fotosensibles

El problema que surge cuando la fuente emisora (en el caso del flash incorporado de la cámara) trabaja en TTL, es que este modo utiliza un pre-destello para medir la exposición que hace que la célula fotosensible se dispare antes de tiempo. Para solucionarlo, algunos fabricantes han creado células con una opción de retardo que hace que la señal sincro se envíe con el segundo destello o con un pequeño retardo. Yongnuo, en sus modelos de flash con sistema integrado de célula fotosensible también dispone de esta opción de retardo, el fabricante lo denomina “S2”.

Yongnuo modo S2

El modo “S2″ de los flashes de Yongnuo evita el pre-destello del TTL en la sincronización

Si queremos que la fuente emisora que pone en marcha las células fotosensibles contamine aún menos la escena, podemos utilizar un emisor de infrarrojos. Éste, colocado en la cámara, emite un impulso luminoso de color rojo que, en general, no suele afectar a la exposición, aunque si fotografiamos algo de metal, es posible que el destello resulte visible.

Emisor de infrarrojos

El emisor de infrarrojos es capaz de activar las células de simpatía sin afectar a la exposición. ¡Cuidado con los elementos brillantes!, pues podemos captar un reflejo rojo no deseado

Aunque en el pasado, todos los fotógrafos con estudio teníamos uno para nuestros flashes, con la llegada de los emisores de radio, su uso fue desapareciendo. Debo confesar que tengo uno desde hace mucho tiempo que ahora ya no empleo. El precio no es lo suficientemente económico como para tenerlo en consideración, hay otras opciones en el mercado mucho más interesantes.

Las células fotosensibles, conclusiones

Trabajar con células fotosensibles en exteriores se convierte en todo un reto. Puesto que la transmisión es óptica, a la célula le cuesta detectar el destello en un lugar soleado, por eso no es un método muy aconsejable para utilizar al aire libre. Utilizar este sistema en estas condiciones es una lotería, aunque, en determinadas situaciones, por ejemplo, en condiciones de baja luminosidad como por la noche, puede funcionar sin problemas.

La conclusión a la que he llegado cuando las he utilizado es que, en el plató o en interiores, su uso puede ser interesante por su simplicidad, aunque lo cierto es que siempre que las he empleado ha sido combinándolas con un sistema de radio manual (que es lo que uso habitualmente). Los flashes con los que trabajo disponen de su propia célula fotosensible (al igual que los flashes de estudio), de esta manera, en ocasiones, cuando estoy trabajando en el plató y necesito añadir una luz, a veces utilizo un flash portátil y le activo la célula fotosensible integrada. De esta forma, evito el uso de un disparador de radio adicional o un cable.

3. SINCRONIZADORES PARA FLASHES (TRIGGERS) VÍA RADIO MANUALES

Un sistema de radio manual funciona con un mínimo de dos aparatos: un emisor colocado sobre la zapata de la cámara y un receptor acoplado a un flash. En realidad, se trata de una extensión de la sincronía vía radio por lo que funciona igual que el cable de sincronía, con la salvedad de un ligerísimo retardo dependiendo del modelo utilizado que sólo apreciaremos en cámaras de obturador central y en el tamaño de la cortinilla que aparece en nuestra foto cuando superemos nuestra velocidad máxima de sincronía. Cuando los aparatos pueden funcionar tanto como emisores como receptores, se denominan transceptores.

Para evitar interferencias entre unas unidades y otras, cada modelo suele funcionar a una determinada frecuencia de radio y por un determinado canal. Entre diferentes marcas no hay problema pues entre ellas no se disparan. Si dos fotógrafos están trabajando con el mismo modelo y marca de disparador de radio, cada uno deberá seleccionar un canal distinto para no interferir con su compañero. Por norma general, cada emisor, receptor o transceptor puede trabajar en un número determinado de canales. Lo único que debemos hacer es seleccionar un canal para nuestro emisor y nuestros receptores o transceptores que no esté usando nuestro colega fotógrafo.

Pocket Wizard Plus II

Pocket Wizard ha sido una marca pionera en la fabricación de sincronizadores de radio. La versión PLUS II fue de las más usadas por los fotógrafos

Hace algunos años, sólo existían un par de marcas que fabricaban modelos de disparadores de radio manual que funcionaban con una fiabilidad aceptable. Recuerdo que los primeros modelos a precio bajo fallaban con tanta frecuencia que acababan con la paciencia de cualquier fotógrafo. Pocket Wizard se convirtió en una marca referencia de disparadores de radio; aunque no era barata, sí que era y es muy fiable. Ojo si vais a comprar disparadores de esta marca porque trabajan con dos frecuencias diferentes según la región. Los disparadores de radio fabricados para EEUU no son compatibles con los fabricados para el resto del mundo y, por tanto, no se pueden combinar.

Con el tiempo, la tecnología ha ido evolucionando y la oferta de marcas, creciendo. Hoy día, la variedad es muy amplia y los precios han democratizado su uso: podemos encontrar equipos sencillos con un precio muy económico y una calidad más que aceptable. En próximos artículos analizaré a fondo modelos que me parecen interesantes.

Yongnuo RF-603

El modelo RF-603 de Yongnuo tiene una muy buena relación calidad precio

Sistema de radio manual, conclusiones

Es posible que el sistema de radio manual sea el que empleo más a menudo. De hecho, la foto con la que arranca este artículo, que pertenece a la sesión de la que salió la portada del libro de Sin Miedo al Flash, está realizada utilizando unos disparadores de radio manuales. Su punto fuerte es la simplicidad de manejo, la fiabilidad y la adaptabilidad a diferentes condiciones, pues no se trata de una transmisión óptica, sino de un sistema que es capaz de trabajar en perfectas condiciones en exteriores, atravesando paredes y ventanas y con un alcance, dependiendo del modelo, bastante amplio. Creo que es un buen sistema para fotógrafos que no hagan uso del TTL y prefieran ajustar cada equipo manualmente. Lo cierto, es que se parece mucho al modo de trabajo clásico de plató con flashes de estudio, por lo que muchas personas se encuentran a gusto y familiarizadas con esta forma de trabajar.

Yongnuo comercializa, desde hace tiempo, varios modelos de flash que funcionan sólo por sincronía (el YN-560 es uno de los más populares); su zapata sólo tiene un contacto por lo que puede ser montado en cualquier cámara fotográfica (excepto Sony, para la que necesitaría un adaptador). Después del éxito obtenido en la comercialización de estos flashes y del gran volumen de ventas de los disparadores de radio manual RF-602 y 603, Yongnuo sacó al mercado una versión (el YN-560-III) con un receptor de radio integrado compatible con estos dos modelos de disparadores de radio manual, haciendo sólo necesario el uso de un emisor montado en cámara. Este dato nos puede servir para hacernos una idea de la gran cantidad de fotógrafos que optan por un sistema de radio manual para hacer sus fotografías y de cómo los sistemas del mercado, en ocasiones, evolucionan hacia atrás, fabricando equipos más sencillos, adaptándose a un mercado cada vez más experto en el control manual del equipo. Podéis encontrar más información de este sistema en el tutorial acerca de este equipo publicado en este blog (Test: Flash Yongnuo YN-560 III).

(Foto portada: Marta Larralde para Sin Miedo al Flash ©Jose Antonio Fernández)

TUTORIALES DISPONIBLES (Cómo separar el flash de mano de la cámara):

Capítulo 1: Generalidades
Capítulo 2: Sistemas sin automatismos
Capítulo 3: Sistema CLS de Nikon

SOBRE EL AUTOR:

Jose Antonio Fernández es un prestigioso fotógrafo profesional, experto en iluminación y autor del libro de éxito “Sin miedo al flash“, la guía más completa del flash de mano. Además de ser coordinador del área de iluminación de La Máquina, Escuela de Especialización Fotográfica, es profesor de los cursos de iluminación con flash de mano mejor valorados del mercado y con más ediciones realizadas, que imparte actualmente en exclusiva para esta escuela madrileña.

Sus trabajos han obtenido numerosos reconocimientos en concursos internacionales como los IPA (USA), PX3 Prix de la Photographie de Paris (Francia), Pollux Awards (Reino Unido), Glanzlichter (Alemania) o el Creative Asia Photography Awards (China), entre otros muchos.

Entre los galardones nacionales, destacan 9 Premios Lux (Premios Nacionales de Fotografía Profesional).

Sus obras han sido expuestas en diversos países y han participado, entre otros eventos, en PhotoEspaña o en Voies Off Photo Festival of Arles (Francia).

Cursos relacionados:

*Curso Superior de iluminación (anual)
*Experto en iluminación con flash de mano (trimestral)
*Curso intensivo de iluminación profesional de flash de mano (fin de semana)
*Curso avanzado de producción fotográfica con flash de mano (fin de semana)
*Curso de técnicas profesionales de iluminación de estudio (fin de semana)

Jose Antonio Fernández Google+

Los sistemas que no conservan automatismos suelen ser económicos y de fácil manejo

Etiquetas: Flash de mano, José Antonio Fernández, Separar el flash de la cámara sin automatismos, tutorial flash de mano

Categorizado en: Tutoriales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>